martes, 13 de diciembre de 2016

Salsa de Tomates Asados




Hoy te dejo una receta que seguro habrás preparado mil veces. Y es que cada uno tiene una fiel receta de salsa de tomates o incluso varias, dependiendo de para qué vayas a usarla. Esta es una variante a la que le podrás añadir tus verduras o sofrito preferido. Pero de lo que no cabe duda es de que el toque asado de los tomates le dará una vuelta absolutamente maravillosa a este básico de nuestras despensas.
Si eres atrevido y te gustan las especias, añade todas las que te gusten. Yo, además, te animo a que le des un poco de alegría añadiendo guindilla. ¿Me sigues?

INGREDIENTES:
  • 2 kilos de tomates de buena calidad
  • 3-4 hojas de laurel
  • 3-4 dientes de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra (AOVE)
  • Sal marina gruesa
  • Mezcla de especias*
  • Pimienta al gusto
  • Azúcar moreno


ELABORACION:
Los tomates ideales para esta salsa son los de tipo pera, ya que son los más carnosos y los que menos pepita tienen, aunque también son válidos los que vienen en rama.
Enciende el horno a 200ºC.
Lava y quita el rabito y pedúnculo a cada tomate y disponlos en una fuente apta para horno. Machaca los ajos y entremézclalos con los tomates. Dispón las hojas de laurel en la base de la bandeja para que no se quemen y para que, además, vayan soltando su aroma con el jugo del tomate. Riega con un buen chorro de AOVE y sal marina. 


Mete al horno durante unos 30 minutos o hasta que veas que la piel del tomate está empezando a quemarse. Deja atemperar para que puedas manipular la bandeja sin quemarte
Pasa los tomates por el pasapuré o bátelos ligeramente con una batidora. Todo depende de lo fina o gruesa que te guste la textura de la salsa.
Vierte la preparación en un caldero bajo y ancho para favorecer la evaporación. Agrega la mezcla de especias (cúrcuma, comino molido, pimientas molidas, copos de guindilla, pimentón ahumado y una pizca de canela), y el azúcar moreno. Cocina la salsa a fuego medio durante 30 minutos o hasta que espese
Opcionalmente puedes añadir algo de albahaca fresca u orégano.
¿Lo realmente distinto de esta receta? El sabor asado que le da el horno y el color pardo de las pieles quemadas. Es otro nivel y conseguirás una boloñesa distinta o unas pizzas de verdadero chef italiano.



*Si no estás muy familiarizado con las especias, agrega primero pimentón, pimienta y comino. La cúrcuma dará un toque de color y la canela un aroma moruno. Insisto, si no eres atrevido, condimenta a tu gusto; si por el contrario te dejas llevar ve agregando poco a poco y probando…Verás que le dará un toque distinto.


No hay comentarios:

Publicar un comentario