pinea

martes, 29 de noviembre de 2016

Garbanzos estofados



Hace tiempo que no cocino garbanzos, ¡con lo que me gustan! En garbanzada, con embutidos y reunidos en familia; o en ensalada tibia con un buen aliño. Hasta fritos en aceite de oliva, sin olvidar un rico humus condimentado con un buen pimentón. 
Y es que los garbanzos deben ser un fondo de despensa y hasta de congelador. Suelo conservarlos ya remojados en el congelador y a veces incluso ya cocinados, por si se me antoja un poco de humus.

En esta ocasión, sin embargo, los he preparado bien sencillos. Estaba en casa uno de esos días que no tienes tiempo de cocinar. Como vivo solo, casi nunca uso una pieza de verdura entera, así que imaginarás que siempre tengo en la nevera alguna cebolla partida, o algún pimiento o zanahoria cortados. Además, también quería aprovechar un poco de cerveza que me había sobrado de la noche anterior y un tupper con un caldo sobrante de otra preparación. Si me conoces bien, sabrás que en mi cocina no se tira nada.

No tengas miedo a guardar en tarritos pequeños un par de cucharadas de esto o algún cucharón de aquello. Es un buen sustitutivo de esos caldos en pastillas que venden en los supermercados, que en mi caso nunca uso. ¿Quieres ver cómo quedó esta cazuela? Sígueme hasta la cocina... el olor te guiará.

Ingredientes:

  • Garbanzos cocidos para dos raciones
  • 1/4 de cebolla
  • 1/4 de pimiento verde
  • 1/4 de pimiento rojo
  • 2 dientes de ajo
  • Un trozo de puerro del tamaño de un dedo pulgar.
  • Caldo sobrante de otra preparación*
  • Medio vaso de cerveza
  • Dos papas cortadas a cuadros
  • Aceite de oliva
  • Sal al gusto 
  • Especias al gusto (tomillo, pimentón, …)



Preparación:

Prepara un buen sofrito en el fondo de tu olla con los ingredientes mencionados anteriormente, que habrás cortado a cuadritos o brunoisse, sin agregar aun los garbanzos, papas y caldos.

Cuando veas que las verduras se han pochado, agrega el caldo y la cerveza. Cuando rompa a hervir, echa las papas, deja que hierva otra vez unos minutos y, por último, agrega los garbanzos cocidos**. Cierra la olla y deja cocinar como lo harías habitualmente para cocinar unas papas. En mi caso, e

n olla superrápida, solo dejo que suba la válvula y la aparto del fuego. Hay que tener en cuenta que las papas cortadas a cuadritos se cocinarán antes que cuando se cortan en gajos
Si no usas una olla a presión, agrega los garbanzos cuando las papas estén cocinadas y remueve lentamente para que se impregnen del todo el sabor. Mira qué resultado. Ten una buena rebanada de pan cerca, porque te hará falta.


*Mis caldos sobrantes suelen ser a base de verduras y, a veces, con algo de tomate. Nunca suelen tener aromas de pescado o carne. Por ello, sea el que sea y venga del guiso anterior que venga, sé que me vendrá bien para este guiso.


 **Cuando congelo garbanzos cocidos, los dejo un poco al dente para terminar de cocinarlos con la preparación en cuestión.

jueves, 24 de noviembre de 2016

Pan de Polenta




Pan de Polenta

Buenos días. Hoy nos vamos a atrever con un pan dulce, ideal para merendar untado con queso crema o mermelada. No es tipo brioche. Lo que lo hace dulce es la polenta que contiene, ya que le confiere cierto dulzor. La idea la he cogido de un libro de recetas para panificadora que me regalaron hace tiempo, que recomienda que esta pieza se prepare con la panificadora en un programa de pan blanco o básico. Yo, sin embargo, ya no uso este aparato. Prefiero un ligero amasado y boleado a mano y una cocción en horno sobre piedra. ¿Comenzamos?

INGREDIENTES:
  • 210 ml de agua
  • 1 cucharada sopera de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • 1 huevo
  • 6gr de levadura seca
  • 350 gr de harina de panadero
  • 75 gr de polenta (sémola de millo)
  • 5gr de sal
  • 10 gr de azúcar
  • Una pizca de cúrcuma (opcional para dar realzar el color amarillo)


ELABORACION:
Si usas amasadora, vierte todos los ingredientes en el bol menos la sal y, con el gancho, comienza a amasar a velocidad 1 hasta que los ingredientes mezclen  un poco. Agrega la sal sin parar la máquina y cuando la bola de masa se agarre al gancho deja de amasar.
Deja la masa que repose unos 15-20 minutos o hasta que veas que crece un poco. Desgasifica un tanto la preparación amasando hasta las paredes del bol estén limpias y la masa se vuelva a agarrar al gancho. Deja reposar otros 20 minutos. Es el momento de pasar la masa a la mesa de trabajo. Si ves que la masa esta algo pegajosa, enharina la superficie de trabajo y comienza a dar un amasado básico estirando y remetiendo. Verás que la masa poco a poco empieza a ofrecer resistencia al amasado. Es momento de dejar reposar nuevamente. Tapa la masa con un paño de algodón. Veinte minutos después repite la operación de amasado y déjala preparada para hornear: bolea la masa con movimientos circulares y dando tensión en cada movimiento. En estas fotos se entiende mejor.
www.panarras.com



Coloca la pieza sobre un papel de horno enharinado y deja reposar 40 minutos tapada con un paño de algodón. Precalienta el horno a 250ºC, con calor arriba y abajo.
Cuando hayan pasado 30 minutos, revisa que la masa esté al doble de  su tamaño original y practica un par de cortes en la superficie. Puede ser en cruz o formando un cuadrado en la parte superior. Yo, en esta ocasión, voy a hacer algo más artístico y practicare unos cortes formando una espiga de trigo.
Solo queda meter la pieza en el horno con mucho cuidado y cocer durante 25-30 minutos. Veras que la pieza crece muy rápidamente. Ten cuidado de que no se queme mucho la corteza. Cuando el pan esté dorado, sácalo con cuidado y déjalo enfriar al menos 15 minutos.
Si no lo vas a consumir sobre la marcha, deja que se enfríe completamente y rebánalo para conservar en el congelador. Tan solo tendrás que sacarlo un rato antes y pasarlo por la tostador. ¡Parecerá recién hecho!
Si es para una ocasión especial, puedes presentarlo tal cual en la mesa, tus invitados te preguntaran en que panadería lo has comprado… ¡palabrita!






martes, 22 de noviembre de 2016

Pastel de Castañas y Chocolate


El fin de semana pasado, estuve de paseo campestre en el Municipio de Valleseco con mi pandilla de amigos de toda la vida. Este grupo se ha ido completando con buena gente, a la que le gusta la comida sana, un paseo por el campo y una recolectada de castañas.

En esta ocasión, los dueños de la casa en la que pasamos el día nos llevaron por un sendero al que ellos llamaban el bosque encantado. La verdad es que el nombre se quedaba pequeño. Era un lugar precioso: Un sendero que no estaba señalizado como tal, y en eso, precisamente, residía su encanto. Parecía que el tiempo se había detenido en la entrada del sendero, como si hubiéramos saltado hacia una línea espacio-temporal de la que nunca querríamos salir. 

Un camino inmaculado, sin huellas de vida humana, con laderas repletas de musgo y liquen que rezumaban humedad, vida y serenidad. incluso se podía esperar, como alguno de nosotros bromeamos, que apareciera Bilbo Bolsón y nos invitara a una tacita de chocolate humeante. 
Solo se escuchaba el crujir de las hojas en el suelo o de alguna rama saliente, entre las que se colaba un rayo de sol del atardecer.


Ya de vuelta a la finca y con el  aire renovado y puro de aquel mundo paralelo, nos dispusimos a hacer una buena recolecta de castañas del lugar… ¡Vaya, que nos vinimos cargados!

De regreso a casa, me asaltaban mil ideas de qué preparar y cómo degustar esos kilos de castañas que me traje. No podía faltar el cacao.
Así que, buscando por internet me topé con esta receta: ¡cacao y castañas! Era perfecta ¿Quieres verla?


INGREDIENTES:
  • 140 gramos de chocolate de cobertura (yo uso de la marca Valor)
  • 2 huevos
  • 55 gramos de mantequilla
  • 30 gramos de harina de castaña
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 2 onzas de chocolate troceadas


ELABORACION

Si no encuentras la harina de castañas en tu supermercado de confianza, puedes prepararla en casa: pela las castañas crudas y tritúralas lo más fino posible con la picadora que uses habitualmente. Yo lo hice con mi Thermomix. Puedes aprovechar, hacer más cantidad y guardarla en la nevera para otras preparaciones.

Empieza haciendo la crema de chocolate. Para ello, funde al baño María la mantequilla con el chocolate de cobertura. A parte, monta las dos claras de huevo con tu amasadora o varilla hasta que estén bien firmes. Reserva cada preparación por separado en un bol grande.

Monta las dos yemas de huevo y el azúcar con la varilla eléctrica. Cuando la mezcla haya blanqueado un poco, ve agregando la mezcla de chocolate y mantequilla.
Ahora vierte al bol las claras a punto de nieve de tres veces, con movimientos envolventes a mano o con la pala mezcladora de tu amasadora. Cuando esté mezclado, agrega de a pocos la harina de castañas, removiendo desde el fondo hacia arriba a mano. Ten en cuenta que si se trabaja demasiado la mezcla a máquina corres el riesgo  que la mousse se baje.

Cuando la mezcla esté homogénea, vierte la mitad en un pequeño molde desmontable, previamente engrasado, con ayuda de una espátula que hayas engrasado. Reparte el chocolate troceado y termina de cubrir con el resto de la mousse. Da un par de golpes para eliminar las burbujas y hornea a 170ºC durante 15-18 minutos.
Puedes acompañar este pastel con una crema de castañas o simplemente con un poco de mermelada al gusto. Yo aconsejo comerlo solo, con una taza de buen café expresso y, si puede ser, en buena compañía, ya que te saldrá un pastelito para dos personas.














jueves, 17 de noviembre de 2016

Pan Básico de matalahuva


Con esta receta fácil y rápida de pan, tendrás a tus invitados postrados a tus pies. Es una masa segura y sencilla de trabajar. Y no necesita de mucho trabajo, aunque sí de una técnica algo precisa, como ya viste  en el videoblog.

Siempre que alguien me pregunta qué receta usar para hacer su primer pan, le doy esta, porque es fácil de recordar. Además, es sencilla de trabajar y la tienes lista en dos horas y media, cocción incluida.


INGREDIENTES:
  • 500 gramos de harina de fuerza
  • 250/260 mililitros de agua templada
  • 5 gramos de levadura seca o 15 gramos de la fresca
  • 5 gramos de sal
  • 5 gramos de anís en grano (opcional)



ELABORACION:
Como ves, los  ingredientes van en proporción. Un 50% de agua (o de hidratación) y un 1% del resto de ingredientes. No te preocupes si en otras recetas has visto otras cantidades u otros ingredientes. Ve paso a paso. Si otras recetas llevan menos levadura es porque se deja fermentar en bloque, y si llevan más agua es porque la masa está más hidratada. Esas recetas llevan otros procesos que, con el tiempo, iremos viendo. ¿Comenzamos?


Para empezar, tienes que mezclar los ingredientes dejando la sal para el final. Si tienes amasadora, o panificadora, aprovecha para quitarte trabajo. Si lo tienes que hacer a mano, usa un bol grande y una espátula de madera o metal. Debe ser rígida, ya que la masa es bastante dura.

Cuando notes que la masa se ha mezclado bien, pásala a la mesa de trabajo y comienza con el amasado a mano, hasta que consigas una bola más o menos lisa con textura de plastilina. Esto no te llevará más de 2-3 minutos. 
Métela en el bol y tápala con film o un gorro de ducha para dejarla reposar durante 15 minutos. Cuando haya pasado el tiempo, saca la masa y trabájala como te indico en el video, estirando y remetiendo, hasta que notes que la masa se vuelve dura y no cede más. Vuelve a meterla en el bol y repite este paso al menos dos veces.


Si haces cuentas, verás que has invertido tan solo 60 minutos desde que empezaste. Cuando hayas amasado por segunda vez, mete la masa en el bol y la dejas reposar 30 minutos. Luego, vuélcala en la mesa y sin trabajarla demasiado forma la pieza final boleando como indico en el video. 
Déjala reposar otros 45 minutos sobre papel de horno y tapada con un trapo de cocina. Cuando haya pasado media hora de este último reposo, enciende el horno a 250ºC. Una vez la  la pieza haya doblado su tamaño, haz un corte en cruz con un cúter o un cuchillo bien afilado, métela en el horno rápidamente, y en 35-40 minutos verás qué resultado.





martes, 15 de noviembre de 2016

Potaje de Lentejas



Buenos días. Como habrán notado, el otoño finalmente se ha instalado en las Canarias y ya se quedará con nosotros por largo tiempo. Así que para combatir este frío que se acerca y la humedad que acecha, nada mejor que un tradicional y calentito potaje de lentejas.

Yo era un niño bastante atípico pues el potaje que más me gustaba era el de lentejas. Recuerdo cuando subía por las escaleras y ya desde el zaguán olía ese aroma tan rico e invernal. ¿Potaje de lentejas? Sí, me moría del gusto. Y si además había  un queso tierno de Valsequillo en la mesa y un par de cucharadas de gofio de millo, el manjar estaba asegurado. Mi madre siempre cocina con olla express  y así aprendí yo. 
He visto por la red varias recetas y además en varias cocinas que le ponen a las lentejas alguna hoja verde u otras verduras que yo no uso. 

Yo suelo ser bastante innovador en la cocina, pero déjenme decirles que el potaje de lentejas de mi madre es intocable. Como mucho le puedo poner unos granos de arroz para espesar el caldo (truco de mi abuela)...pero nada más. ¿quieres ver como lo preparo?

INGREDIENTES:(2 raciones)

  • 100 gr de lenteja tipo Lanzarote 
  • 1 zanahoria grande
  • 1 calabacín hermoso
  • 1 buen trozo de calabaza
  • 2 papas medianas
  • 1/4 de pimiento verde
  • 1/2 cebolla picada
  • 2 dientes de ajo
  • 1 trozo de puerro limpio
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • cucharadita de postre de pimentón ahumado
  • sal marina gruesa
  • Bacon, chorizo, panceta, pero sin abusar (opcional)



ELABORACIÓN:

Lo primero que hay que tener en cuenta es que la lenteja debe estar hidratada, pero como es una legumbre pequeña, basta un par de horas para ello. Yo suelo ponerlas a remojo a primera hora de la mañana y cuando a mediodía voy a cocinarlas, ya están listas.

Pon la olla express a fuego vivo con el AOVE para rehogar las verduras del sofrito, es decir, cebolla, pimiento, ajo y puerro. Mientras, pela y corta en dados similares las papas, la calabaza, zanahorias y calabacín para agregarlos al guiso cuando las verduras se hayan vuelto transparentes. Remueve todo bien ya que las verduras si doran un poco, darán un punto distinto al potaje. En este momento añade, si quieres, algún embutido. Yo no lo suelo hacer, pero si quieres mas potencia en el sabor, ahora es el momento ya que expulsarán la grasa y sabor en el fondo del guiso.

Añade ahora el pimentón y la sal junto a las lentejas escurridas. Baja el fuego a la mitad para que no se quemen el pimentón ni el ajo,sino amargará el resultado final. Cuidado con la sal si has añadido embutidos ahumados. Es preferible templar cuando ya este hecho el potaje.

Añade agua caliente hasta casi cubrir las verduras el guiso, sube el fuego a tope y cierra la olla. Ahora dependerá de tu tipo de olla (express o superrápida) para determinar el punto de cocción.
  • Express con válvula giratoria o pitorro : Cuando la válvula empiece a girar, deja a fuego medio unos 25 minutos(también dependerá si es vitrocerámica, inducción o gas)
  • Superrápida con válvula que se eleva : yo dejo que la válvula suba las tres rayitas bajo el fuego al mínimo (3 de 9) y 15 minutos suelen ser suficientes.

Al acabar  la cocción abre y tiempla de sal el caldo y si ha quedado algo líquido, prende a fuego algo para que evapore algo de caldo o bien aparta un cucharón de guiso y tritúralo para que espese. No obstante ten en cuenta que al reposar suele espesar. Mira como me ha quedado el mío.







¡Vaya sudores!


jueves, 10 de noviembre de 2016

Pan de Calabaza


Hoy inauguramos el otoño panarra con una receta de Iban Yarza. Me he intentado ajustar lo mas posible a su receta aunque el horneado fue algo diferente porque mi horno es algo mas pequeño. El lo anuncia como un pan sin amasado ya que usa el tiempo y la nevera como método de amasado, de manera que lo único que debes hacer si no tienes maquina de amasar es hacer plegados como el nos indica.

Yo por otro lado deje la masa fermentar toda la tarde en la nevera y la saque por la noche. Como no iba a tener tiempo de reposar, levar y cocinar en ese momento,decidí dejarla fuera toda la noche,después de un leve amasado para desgasificar, y al día siguiente continué estrictamente como decía Iban.¿Empezamos?

INGREDIENTES:


  • 500gr de harina panificable
  • 200gr de puré de calabaza
  • 180ml de agua
  • 10gr de sal
  • 2gr de levadura seca
  • media cucharadita de cardamomo molido
  • 150gr de nueces picadas


ELABORACIÓN:

Lo primero que debes hacer el día anterior es asar la calabaza en el horno unos 40 minutos a 180ºC y dejar que enfrie para hacer un puré.Si tiene mucho liquido mejor la escurres.En mi caso no fue necesario.

Metes todos los ingredientes en la amasadora o bol para amasar a mano.Yo lo hice en mi KA y estuvo amasando a velocidad 1 hasta que la masa quedara agarrada al gancho.

Una vez lista la masa la deje reposar unos 40 minutos tras los cuales saque la masa del bol y la estire formando un rectángulo en el que repartir las nueces y aplastar para que no se salieran al trabajar.

Una buena técnica para que las nueces queden repartidas uniformemente es cortar en mitad el rectángulo e ir formando como milhojas de masa hasta que queden cuadros de l tamaño de la palma de tu mano.
Ahora mete la masa resultante en el bol de reposo tapado con un gorro de ducha y metelo en la nevera. En mi caso,como comente antes, la saque esa misma noche y la deje fuera para formar el pan al día siguiente por la mañana.





Toma la pieza y boleala un poco hasta que tengas una bola lisa y redonda,deja reposar  sobre un papel vegetal y espolvorea con harina. Mientras, prepara el horno..La forma de cocción es distinta:

Enciende el horno a tope y mete una cazuela vacía en un extremo.Toma un cortapasta de unos 4cm y practica un corte profundo en el centro de la bola y 8 cortes alrededor de este con un cúter imitando así la forma de la calabaza.

Cuando este el horno caliente ,mete la pieza dentro, llena la cazuela con agua caliente,cierra el horno y APAGA COMPLETAMENTE EL HORNO durante 15 minutos. Pasado ese tiempo saca la cazuela del horno, y CON EL PAN DENTRO calienta a 200ºC durante 30-40 minutos mas. Es curioso como se cocina este pan ,¿verdad? Pues el resultado es espectacular. 

martes, 8 de noviembre de 2016

Tartaleta de verduras al curry


Buenos dias. Hoy les quiero invitar a comer a casa. Y como yo me encargare del plato principal, solo les pedire que traigan un rico postre y un buen vino. La mesa esta servida. Y nada mejor que buena gente alrededor de una mesa para comer esta rica tartaleta de hojaldre rellena de verduras.¿Me acompañas?


Yo siempre suelo tener una plancha de hojaldre en el congelador.Pero ojo, lo compro fresco porque es de mejor calidad y aunque luego lo congeles, no se estropea.
Y es que siempre digo lo mismo.El hojaldre es tan versatil ...¡y queda tan lucido!.Pero si les digo la verdad no me gusta mucho abusar de el por su alto contenido en grasas.Pero bueno,un dia es un dia,¿no?

INGREDIENTES (1 tartaleta)


  • una plancha de hojaldre fresco
  • un cuarto de pimiento rojo
  • un cuarto de pimiento verde
  • un cuardo de cebolla
  • tres setas
  • medio calabacin pequeño
  • dos dientes de ajo
  • un trozo de puerro 
  • un poco de queso al gusto para gratinar
  • Aceite de oliva para rehogar
  • una cucharadita de comino en polvo
  • una cucharadita de curry
  • una cucharada de salsa de soja(baja en sal)


ELABORACION:

Primero debes preparar el hojaldre.Yo use un molde metalico pequeño de 12cms que ademas es muy sencillo de desmoldar (aro y base desmontable). Usa lo que tengas en casa te sirve, por ejemplo, un aro de emplatar colocando de base papel sulfurizado. Asi evitas que se pueda pegar a la placa del horno.

Forra el molde y recorta un circulo de hojaldre para forrar la base por dentro.Asi consigues una base mas gruesa y unos bordes mas finos y hojaldrados.Mete el molde en el frigorifico para que se enfrie otra vez.

Vamos a preparar el relleno. Para ello corta todas las verduras en juliana media y rehoga con el aceite a fuego medio en una sarten amplia o wok. No vamos a añadir nada de sal porque las especias y la soja le daran el toque perfecto.


Tapa la sarten unos minutos para acelerar el proceso y cuando veas que las verduras han menguado su tamaño incorpora las especias y la salsa de soja, sube el fuego a tope y no mueve rapido la sarten. Asi consigues que los liquidos se evaporen y la verdura coja un tono braseaado. En un par de minutos lo tendras listo.¡No te despistes!Dejalo reposar unos minutos en un colador metalico por si queda algo de jugo en el fondo. Es muy importante que el relleno no este muy jugoso y asi no humedecer el hojaldre y pueda quedar bien crujiente.
Enciende el horno a 200ºC. Saca el molde de la nevera y rellenalo con las verduras.Si te sobro algo de masa, usa tu imaginacion y decora como mas te guste. En mi caso quise hacer una rejilla (y si, lo se...debo practicar mas,jejeje!!!). espolvorea con el queso rallado y mete al horno unos 15-20 minutos o hasta que este bien dorado. Mira el resultado, ¿a que esta apetecible? Es una receta perfecta para pillar todo lo que tengas en el frigorifico a punto de caramelo y aprovechar restos de verduras ya cortadas....Y es que en mi cocina no se tira nada de nada...palabrita

jueves, 3 de noviembre de 2016

Pan de semillas de girasol.experimentando Fase III

Buenos dias,con esta entrada acabamos este experimento...¿Como lo llevan?¿Han practicado con estos preparados panificables?Se que los panarras tradicionales no son muy amigos de estos productos  y yo tampoco, pero como dije al principio veo que estan a la orden del dia...y parece que va a mas...En la primera toma de contacto quedo claro que las prescripciones del fabricante no son muy acertadas en cuanto a cantidad de agua y tiempo/velocidad de amasado y en la segunda, vimos como cambiando estas variables la cosa mejoraba: menos agua y amasado y mas tiempo de reposo...
En esta ocasion vamos a variar el proceso con dos variables mas: 

  1. Añadiendo MMN (Masa MadreNatural) que en este caso sera de trigo.La MMN tendra una hidratacion del 100% , es decir,tanta cantidad de agua como de harina. 
  2. Daremos una fermentacion en bloque,sin formar la pieza, de 8 horas en nevera.

¿Comenzamos?

INGREDIENTES:
  • 250 gramos de preparado panificable
  • 150 gr de MMN 100% Hidratacion
  • 100 gr harina panificable
  • 200 gramos de agua
  • 2 gramos de sal

ELABORACION:

Como veras tampoco he añadido nada de levadura porque con la que trae el preparado y el largo reposo que va a tener la masa ,sera suficiente.
Vamos a disponer todos los ingredientes en el bol de la KA y amasar a velocidad baja hasta que la masa se quede agarrada al gancho. Notaras que se queda algo pegada al fondo del bol. Es normal. Si te fijas en la proporcion agua/solido va a resultar una masa mas hidratada que un pan blanco para poder obtener una pieza mas humeda y que al pasar los dias no se endurezca demasiado.

Pasados unos minutos, la masa debe estar lista para dejarla reposar una hora y asi arranque la levadura y luego la taparemos con film para dejarla fermentar en la nevera durante 8 horas (fermentacion en bloque).Puedes dejarala mas tiempo ,hasta 12 o incluso 24 horas. Pasado ese tiempo hay que sacarla de la nevera y dejar atemperar una media hora media hora. Luego pasamos la masa,que aun estara fria, a la mesa de trabajo enharinada para dar un poco de forma,bolear y directamente a un papel vegetal para de dejar reposar al menos dos horas o notes que la temperatura es fresca,pero no fria de nevera. Ojo, no esperes que eleve su volumen hacia arriba ya que al ser una masa muy hidratada, segun  se va relajando,se va aplanando como si fuera una torta. Es normal, terminara de subir en el horno.

Pasada una hora y media encendi  el horno a tope de Tº con la piedra en la base...y cuando llevaba caliente un buen rato (y que la piedra calentara bien) meti la pieza dentro. Solo bastaron 30 minutos para obtener una hogaza con este aspecto rustico tan chulo:




No cabe duda que las fermentaciones largas y las MMNs hacen muy bien su trabajo, incluso con materias prima de calidad media como son estos preparados panificables...

La conclusion que saco es bien clara: los preparados panificables como tal no estan mal,pero si te riges por las indicaciones del fabricante,te va a salir un mazacote como el primero que vimos hace tres semanas; sin embargo si te lo curras un poco, usas las MMN y te vales de paciencia en los procesos de fermentacion, obtendras unos resultados mas que aceptables. 

Yo por mi parte no creo que vuelva a usar estos ingredientes...prefiero saber que cantidad de harina hay en mi pan y de que calidad...ademas las levaduras que usan en esos preparados es alta en proporcion a la cantidad de harina. Fijate que nunca use levadura mia y los dos panes de receta propia fermentaron a la perfeccion.

¿Que les parece a ustedes?

martes, 1 de noviembre de 2016

Arroz especiado con setas y chorizo

¿No les da la sensacion que con el cambio de hora el Otoño ya esta aquí?Los días son mas cortos y aunque amanece muy temprano,igualmente temprano anoceche. Y es que a las seis y media de la tarde ya es de noche...Yo le tengo preferencia a este horario ya que por mi trabajo aprovecho mucho mejor las mañanas largas.Si, puede parecer una tontería pero la luz del día hace que en invierno me levante mas animado a las 7:30....Por contra, me es indiferente que anochezca tan temprano porque a esa hora siempre estoy trabajando; pero entiendo que a la mayoría de la sociedad no le venga bien que sea de noche tan temprano...
Sin embargo seria ideal que siempre fuera así y aprovechar ese uso horario para implementar los horarios europeos.En esos países no tan lejanos se cena a las 7 de la tarde y se empieza a trabajar a las 7:30...de esta manera de sale del trabajo a las 16:30...A mi particularmente si tuviera un trabajo de oficina/administración o siempre de mañana me gustaría tener esa rutina...Cenar temprano para ir a la cama con la digestión hecha y levantarte a por un buen desayuno a las 6 de la mañana...amaneciendo...Ideal,verdad?Utópico?También....En fin,vamos a lo nuestro que es la cocina...jejeje!!!
Hoy nos deleitamos con un sencillo pero sabroso arroz con setas...Yo las que suelo consumir son las setas de ostra de cultivo comercial,pero si tienes suerte de poder recolectarlas de manera silvestre,¡eres muy suertudo!.

Tan solo vamos a preparar un sofrito como base y una buena mezcla de especias...un buen caldo de verduras,setas y listo... ¿Me acompañas?

INGREDIENTES:

  • Arroz bomba para una persona(unos 90gr)
  • 3 medidas de buen caldo de verduras
  • un cuarto de cebolla
  • un trozo de puerro
  • dos dientes de ajo
  • pimiento rojo y verde al gusto
  • 3-4 setas de ostra troceadas
  • un buen chorro de aceite de oliva
  • sal al gusto
  • 1 cucharadita de pimentón ahumado
  • una pizca de comino en polvo
  • azafrán en hebra y curcuma para dar color
  • unas rueditas de buen chorizo de cocinar


ELABORACIÓN:

Empecemos con el sofrito rehogando todas las verduras ,menos las setas, con el AOVE hasta que haya transparentado un poco la cebolla.En ese momento agregamos las ruedas de chorizo en tacos para que suelten su grasa y sabor.
A continuación agregamos las especias y un poco de sal y llevamos a fuego fuerte.En ese punto añadimos el arroz para que se dore...Veras que esta listo cuando el arroz haya tomado una tonalidad perlada y brillante. Es el momento de añadir las setas para que rehoguen y finalmente el caldo caliente. Es importante que este caliente para no cortar la cocción ni la temperatura del guiso.Deja que rompa a hervir un par de minutos,remueve y toma el punto de sal.Rectifica si es necesario.

Baja el fuego a 4 de 9 y espera que lentamente se vaya cocinando.En unos 12-15 minutos debe estar a punto para tapar, retirar del fuego y dejar reposar unos 15 minutos mas. El resultado dímelo tu;el mio es bien rico,¿no te parece?